Corrupcion, hipocresia e impunidad

A esta altura, luego de los ultimos acontecimientos no se que es lo que me molesta mas:
La obvia corrupcion que tenemos en la Argentina (no solo en el gobierno pero si su principal actor talvez) sino la hipocresia con la que se maneja ese gobierno y la soberbia de saberse impunes. Ya escuche varias veces (aunque no es politicamente correcto decir) “menem robaba pero no se hacia el moralista asi que K, que tambien roba es mucho peor”. POr supuesto que desde el momento que alguien roba nada puede justificarlo y la comparacion acerca de si es peor o mejor no tiene sentido. Pero realmente indigna ver lo que ocurre.
Prescindamos de los 800K, porque Enarsa , que no existe precticamente, puede rentar aviones de 80K cuando hay aviones de linea. Cuantas veces lo hizo? Porque invita a funcionarios de otros gobiernos y “polizontes”. si les interesara realmente hacer las cosas bien, limpias, ese solo deberia ser el interrogante y la causa del despido del presidente de Enarsa. Porque Uberti, que importa que no tenga mas el cargo formal de “lo que sea en la autopista”. Quien va a controlar sus viajes a Venezuela? No es mejor asi, en las sombras? No estaba asi ya? Como pueden justificar que hiciera esa labor en Venezuela junto a su ridiculo cargo de “las autopistas”?
La editorial de La Nacion de hoy resume bien
Para muestra basta un boton: El inadecuado funcionamiento de los organismos de control de la administración pública y de los servicios públicos; la falta de transparencia en las concesiones de obras públicas; la existencia de fondos fiduciarios con escaso control; el otorgamiento de superpoderes al Poder Ejecutivo para reasignar en forma discrecional partidas presupuestarias; la proliferación de los subsidios estatales adjudicados sin participación del Congreso de la Nación; la creación de fundaciones financiadas con fondos públicos para desarrollar actividades propias del Estado, con el fin de burlar las auditorías de los órganos destinados a ese efecto, y finalmente, la presión que sobre los jueces implica un Consejo de la Magistratura dominado por el sector político oficialista, conforman un cóctel explosivo.

No es casual que los organismos de control hayan sido objeto de tantas sospechas en los últimos meses. El Ente Nacional Regulador del Gas (Enargas) perdió a su titular por las derivaciones del escándalo Skanska. El Órgano de Control de Concesiones Viales (Occovi), dirigido hasta hace días por Claudio Uberti, despedido por el sonado caso de la valija con casi 800.000 dólares, también es sospechado por sus notables demoras en la resolución de expedientes vinculados con posibles sanciones a empresas concesionarias de rutas. Y la Sindicatura General de la Nación (Sigen) ha dejado de ser un órgano confiable desde el momento en que se designó como una de sus máximas responsables a Alessandra Minnicelli, la esposa del ministro de Planificación Federal, Julio De Vido

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s